Saltar al contenido

Qué comer con Brackets

¿Qué puedes comer y qué no con brackets?

La ortodoncia con brackets es adecuada para personas de cualquier edad y tiene como objetivo alinear los dientes para corregir desviaciones o malposiciones dentales.

Tanto si se han puesto de niños, como de adultos, en las primeras semanas resulta bastante molesto hasta que la boca se acostumbra, y cuesta bastante comer. Así que, ¿qué puedes comer cuando llevas los brackets?

Alimentos que debes evitar

Los primeros días que lleves brackets, estos son los alimentos que no debes comer:

Carne

La mayoría de carnes tienen una textura dura y fibrosa, exigiendo un mayor esfuerzo al masticar. 

Si vas a comerla, que sean las que tengan una textura más suave, como albóndigas, hamburguesas o carnes deshilachadas.

Comidas ácidas o picantes

Al principio es normal que los brackets provoquen llagas en la boca, razón por la que hay que evitar comer alimentos picantes o ácidas, porque te producirán irritaciones y escozor al masticarlas.

Alimentos duros

Relacionado con el primer punto, hay que evitar alimentos que requieran de un gran movimiento de la boca al masticar.

Los alimentos duros, como verduras crudas, frutos secos o tabletas de chocolate, no solo precisan una buena fuerza de mordida, también mucha fuerza al masticar.

Alimentos fríos

Cómo veremos un poco más abajo, los alimentos fríos son buenos cuando se llevan brackets porque alivian las molestias, pero los dientes estarán sensibles por la presión de la ortodoncia. Así que hay que reducir mucho su consumo y no abusar de ellos.

Pan

Nada de comer pan tostado, cortezas o que estén demasiado crujientes. Puedes comer la miga o pan de molde, pero no barras. Al menos los primeros días.

Cereales

¿Puedes comer cereales? Sí, siempre y cuando estén blandos. Pero, si son muy crujientes, tienes que evitarlos a toda costa o te dolerán los dientes al masticar.

Pegajosos

Aquellos alimentos que tengan una textura pegajosa, como por ejemplo el caramelo o los chicles, debes evitarlos a toda costa. Pueden pegar los brackets y será muy molesto despegarlos.

¿Qué puedes comer con los brackets recién puestos?

Los primeros días tras la intervención es normal sentir molestia en la boca, incluso un dolor bastante profundo.

Por ello, hay que controlar mucho lo que se come, para no aumentar el dolor o, en el peor de los casos, que los brackets se despeguen. 

Esto es lo que deberías comer las primeras semanas:

Pescados

El atún, las sardinas, la caballa, el salmón o la merluza tienen una carne muy suave, y son ricos en ácidos grasos omega 3 que actúan como antiinflamatorios y calmantes naturales.

No hace falta prepararlo de una forma específica, pudiendo hacerlo al vapor, al horno, a la plancha o en tartar, como tú prefieras.

Verduras

¿Te sorprende ver las verduras en este listado? Para nada, ya que es uno de los alimentos más saludables que existen.

Eso sí, evita comerlas crudas. Tienes que hacerlas al vapor, cocidas… o puedes preparar cremas, purés o hummus. También podrías comer gazpacho, ya que es muy suave y ligero. 

Frutas

¿Puedes comer fruta con brackets? Por supuesto que se pueden, pero tienen que ser frutas maduras para que estén más blandas.

Para no forzar la boca, evita morder directamente la fruta, como por ejemplo la manzana. Mejor córtala en pequeños pedazos y cómela poco a poco. También puedes tomarlas en batidos, smoothies o zumos.

Huevos

Es un alimento que se puede preparar de diversas formas: frito, a la copa, en tortilla, huevos rotos… Y todos ellos son fáciles de comer y apenas necesitan hacer fuerza al masticar.

Los primeros días te vendrán muy bien mientras la boca se va a acostumbrado poco a poco a los brackets. 

Pasta

Un apunte: Puedes comer pasta siempre y cuando sea muy blanda y no requieran de muchos esfuerzos.

Tienes que cocerla mucho, en lugar de hacerla al dente, para que no resulte molesta y que las piezas sean pequeñas, como por ejemplo las conchas o macarrones. 

Pasta

Arroz

Un alimento que forma parte de nuestra dieta y se puede comer con bracket siempre y cuando esté muy cocido para que tenga una consistencia muy blanda. Lo puedes tomar, por ejemplo, con sopas para alternar con los fideos.

Sopas

Un alimento ligero y fácil de comer, que se puede sorber y no requiere mucho esfuerzo. Además, le puedes añadir otros alimentos como patata, verdura, pescado, garbanzos… Y que estén blanditos para comerlos.

Como consejo, no comas la sopa muy caliente. Las primeras semanas tendrás la boca muy sensible, y si quema, o está muy frío, sentirás muchas molestias al comer.

Quesos

El queso fresco, de untar, la mozzarella… Y todas las variedades que sean blandas y se consuman frías te vendrán muy bien, porque ayudarán a aliviar un poco las molestias al masticar.

Avena

Es un alimento muy blando y fácil de masticar. Sin embargo, la razón para recomendarla es su efecto saciante.

Cómo indica un estudio de la Universidad de Harvard, la avena llena el estómago mucho más que otros alimentos, razón por la que se utiliza en muchas dietas. El mejor momento para tomarla será por las mañanas, en el desayuno, con leche, un zumo, etc.

Alimentos fríos

Para luchar contra la sensibilidad dental puedes tomar de vez en cuando alimentos fríos para aliviar el dolor.

Por ejemplo, tomar yogures, algún helado… Alimentos que tengan una textura muy blanca y no requieran masticar.